miércoles, 21 de mayo de 2014

La guardia de Jonás (Jack Cady)

Ficha técnica 


Título: La guardia de Jonás
Título original: (The Jonas Watch, 1982)




Autor: Jack Cady




Editorial: Valdemar


Nº de páginas: 288
ISBN: 9788477027553
1ª Edición: Diciembre 2013


Sinopsis
La guardia de Jonás: Una historia real de fantasmas contada en forma de novela no es sólo una historia de apariciones inquietantes, también es, como reza el subtítulo, una historia real, autobiográfica, sobre la vida de un grupo de jóvenes marineros que sirven en la Guardia Costera de los Estados Unidos recién terminada la Segunda Guerra Mundial.
El multipremiado autor norteamericano Jack Cady nos brinda con La guardia de Jonás una inolvidable y poética historia de terror e iniciación en el mar. 
Opinión
Muchas gracias a la editorial Valdemar por enviar la novela.
Brace se incorpora al servicio de guardacostas en la lancha "Adrián". Junto al resto de los marineros, su misión consistirá en salir a rescatar a otras embarcaciones que se encuentren a la deriva. El trabajo rutinario de estos marineros pronto cambia cuando varios de ellos comienzan a ver a un antiguo compañero fallecido en una de las maniobras. Algunos asocian estas repentinas apariciones con la llegadan del joven Brace.
"La guardia de Jonas" es el primer título de la nueva colección de la editorial Valdermar, Insomnia. En esta colección se recogerán grandes novelas de terror.
Sin embargo, yo no la calificaría como una novela auténtica de terror. Vale que algunos de los marineros, por no decir la mayoría, acaban viendo al mismo fantasma, más que fantasma podríamos decir aparición, pero la novela, la historia, se centra más en los efectos psicológicos que la visión hace sobre los marineros que sobre los actos terroríficos de la misma, que por otro lado son nulos.

Si obviamos el hecho de que estamos ante una novela de terror, podemos disfrutar de ella de un modo más singular, pues la narración no está exenta de acción y dramatismo, además de mostrar una gran crudeza y realismo en cuanto a las acciones de salvamento se refiere.

Jack Cady tiene ventaja al narrar estos hechos, pues trabajó como guardacostas en los años posteriores a la Segunda Guerra Mundial, momento en el cual se desarrolla la acción. Si atendemos al subtítulo de la novela "Una historia real de fantasmas contada en forma de novela", no podemos dejar de preguntarnos si las escenas que nos relata en la misma estarán relacionadas con sus vivencias en el mar; lo cual no sería tan descabellado pues entre las tempestades, la oscuridad y el rigor del mar, y la propia imaginación humana, lo normal es ver fantasmas en donde no los hay; sobre todo si uno de los compañeros marinos acaba de fallecer recientemente en una de las operaciones de rescate y su cuerpo se ha perdido para siempre en la inmensidad de las aguas marinas.

Con todo ello no quiero decir que no halla un trasfondo de terror, que sí lo hay. A lo largo de la historia hay un pequeño halo de terror flotando en cada página, sobre todo a partir de la segunda mitad de la misma. El problema es que ese halo se queda en un pequeño suspense que hace al lector estar a la expectativa pensando que en cualquier momento pasará lo inevitable.

Jack Cady nos ofrece unas descripciones maravillosas de un mar embravecido y furioso, una narración fascinante en la que nos muestra el trabajo ímprobo de unos hombres que hacen su trabajo de la mejor manera que saben en un medio difícil y tenebroso, donde no siempre los más fuertes son los que sobreviven.

Para los no iniciados en el tema del mar nos choca el hecho de que a lo largo de la novela se menciona a Jonás en varias ocasiones y en ninguna queda muy claro a qué se refiere. Investigando, he conseguido averiguar que Jonás es un nombre que se da a un tripulante de una embarcación que trae la mala suerte al mismo.

Un buen detalle por parte del autor o de la editorial es puntualizar en las notas a pie de página la nomenclatura de los diversos aperos del barco. Así los que no estamos tan familiarizados con esos términos podemos leer de una forma más fluida la novela.

Resumiendo, si consideramos la novela como una narración de una serie de personajes que trabajan de guardacostas y sus peripecias, estamos ante una muy buena novela; pero si la hemos de contemplar como una novela de terror puede que nos deje un poco fríos.