lunes, 19 de enero de 2015

Capitán Riley (Fernando Gamboa)

Ficha técnica
Título: Capitán Riley

Autor: Fernando Gamboa
Editorial: Autoedición

Nº de páginas: 488
ISBN:
B00L4YW7L6
1ª Edición: Junio, 2014

 

Sinopsis de la editorial

CAPITÁN RILEY es una espectacular novela de aventuras, protagonizada por un veterano de la guerra civil española que, al mando de un pequeño buque de cabotaje y una estrafalaria tripulación de prófugos de tierra firme, navega por el Mediterráneo dedicándose al peligroso oficio del contrabando en tiempos de guerra.

A finales de 1941, el capitán Alejandro M. Riley y su tripulación son contratados por el hombre más rico y peligroso de la España de la posguerra, para recuperar un misterioso artefacto de un naufragio frente a las costas de Tánger. Una misión aparentemente sencilla, pero que inesperadamente se complicará poniendo en peligro la vida de todos ellos y precipitándolos en el epicentro de una trama internacional de la que nada sospechan.
Una diabólica conjura que bajo el nombre de Operación Apokalypse, podría decidir no solo el futuro de la guerra que asola Europa, sino el de la humanidad misma.

Opinión
Reseña para la editorial Anika entre Libros.
 
Riley, capitán de un pequeño barco de nombre "Pingarrón", acepta una peligrosa misión de manos de uno de los personajes más poderosos de la España de la posguerra.

Esa misión hará que Riley y su tripulación se dirijan a Tánger, donde deberán rescatar un extraño artilugio de las profundidades del mar. Sin embargo, la misión acaba complicándose y se verán envueltos en una guerra cruzada entre espías alemanes e ingleses, todos enfrascados en una operación ultrasecreta que lleva por nombre Apokalypse. Dicha operación decidirá el ganador de la Segunda Guerra Mundial

En esta ocasión Fernando Gamboa nos lleva a una época turbulenta, en la que España aún se está rehaciendo de su cruenta guerra civil y los alemanes se preparan para invadir Moscú.

El protagonista de la novela, Alex Riley tiene un fuerte vínculo con nuestro país, ya que, aún siendo norteamericano, participó en la guerra civil en el bando republicano. De esa época le quedan recuerdos amargos, que emergen con frecuencia y que le han llevado a alejarse de las personas y de la tierra. Su vida es el mar, allí no le alcanzarán sus miedos, ni los errores que cometió. Sin embargo, será ese pasado que no para de acosarle el que le empujará a tomar las decisiones que, aunque drásticas, sirvan para mantener con vida a la mayor parte de la tripulación del "Pingarrón".

A Alex le acompañarán en esta aventura una tripulación sin igual, una timonel francesa, un mecánico portugués, un cocinero gallego, un escolta ucraniano. A esta dotación tan variopinta se unirán dos personajes que deben recoger en Marsella y que están huyendo de las SS.

Los amantes de las novelas de aventuras y acción disfrutarán a tope con esta historia, pues desde la primera página se nota el ritmo imperante en toda la trama. Sin un segundo de descanso, el autor consigue mantener la atención del lector con continuos giros y sorpresas, que en ningún caso  pueden predecirse. Incluso hay momentos en los que podemos llegar a dudar de lo que estamos leyendo, lo que hace la conclusión de la novela más interesante.

Ambientada en la Segunda Guerra Mundial, muchos podrán pensar que el mercado ya está lleno de este tipo de novelas, sin embargo en cuanto a la trama, podemos decir que es original. Una tripulación, un barco sin patria, que se encuentra en el medio de una guerra en la que no querían participar, donde tanto ingleses, como alemanes y españoles, intentan darles caza por lo que han descubierto. Un secreto que no debe salir a la luz, pero que debe seguir su curso. Una operación lo bastante descabellada por la que distintas facciones rivales deseen que se lleve a cabo. Un ataque de tal magnitud que la vida del 90% de la humanidad puede peligrar.

La novela es muy visual, es fácil imaginar a todos los personajes y cómo se desarrolla la acción, vamos que podría trasladarse sin muchos problemas a la gran pantalla, efectos especiales incluidos.

Además se lee rápido, tanto por la manera de atrapar al lector por lo asequible de su lenguaje, aunque a veces aparezca alguna que otra expresión en alemán.
 
Sin lugar a dudas, si os gustan las novelas de acción, aventuras, tensión, con un ritmo frenético y con poco de amor, esta es vuestra novela.

Fernando Gamboa vuelve a atrapar al lector, ahora sólo resta que halla una segunda parte, porque por desgracia o por suerte la novela queda muy abierta.