martes, 15 de julio de 2014

El misterio de la rosa escarlata (Irene Adler)

Ficha técnica
Título: El misterio de la rosa escarlata

Título Original:
(Il mistero della Rosa Scarlatta, 2012)
Autor: Irene Adler
Editorial: Destino Infantil
Nº de páginas: 264
ISBN:  9788408115816
1ª Edición: Enero, 2014

Serie Sherlock, Lupin y Yo: 3
 


Sinopsis


Reunidos en Londres, Irene, Sherlock y Lupin encuentran en The Times un extraño problema de ajedrez firmado por «el Fraile Negro». Está escrito en un código desconocido y una pequeña chispa brilla en los ojos de Sherlock… Al día siguiente, la ciudad se conmociona con la noticia del asesinato de un rico comerciante. Sobre su escritorio se ha encontrado una rosa escarlata, la misma flor que veinte años antes fuera la «fi rma» de un audaz grupo de criminales.

¿Acaso la Banda de la Rosa Escarlata ha vuelto a actuar?

 
Opinión

Reseña hecha para la web Anika entre Libros

Sherlock encuentra en el The Times un extraño problema de ajedrez del que hace partícipe a Irene. Al día siguiente, un rico comerciante es hallado muerto en su domicilio. Sherlock e Irene relacionan el asesinato con el problema de ajedrez que aparecía en el periódico.

Poco después se les une Lupin, y juntos intentarán impedir la serie de asesinatos que firma el Fraile negro, quien deja en el lugar del crimen una rosa escarlata, símbolo de una antigua banda de criminales que Scotland Yard había deshecho hace varios años.

Estamos ante el tercer título de la serie "Sherlock, Lupin y yo" escrita por Irene Adler, seudónimo utilizado por los autores P.D. Baccalario, creador de la serie "Ulisses Moore", director de este proyecto, y Alessandro Gatti, el autor propiamente dicho. Cada capítulo se inicia con una ligera ilustracion realizada por Iacopo Bruno.

La relación entre los tres protagonistas se va complicando a medida que avanzamos en la serie; de forma que si el primer libro de la misma "El trío de la dama negra" podríamos decir que era válido para lectores que rondasen los 8 años, aproximadamente, aquí ya nos iríamos hacia unos lectores de casi 12.

La razón está en el despertar de los sentimientos de Irene, entendemos que los de Sherlock y Lupin también, por los hechos que tienen lugar en estos libros. Lo que en los primeros libros es una sincera amistad infantil, ahora se perfila como una gran duda entre cuál de los dos muchachos es el que le gusta más a Irene. Eso sí, la amistad sigue prevaleciendo por encima de todo.

Dejando de lado la evolución natural de nuestro héroes, en esta novela los tres se enfrentan a una dura realidad: sus investigaciones son tomadas a broma por los miembros de Scotland Yard, pues la policía no ve en ellos más que un grupo de mocosos que juega a los investigadores y que con sus juegos no hace sino entorpercer su propio trabajo. Ante esta situación la frustración de Sherlock se hace patente y se hace jurar a sí mismo que llegará un día en que lo lamentarán. Los que ya conocemos a Sherlock, en una edad más avanzada, sabemos con cuanta razón hace ese juramento, algo con lo que los autores juegan con ventaja al escribir la serie.

En "El misterio de la Rosa Escarlata" nos encontramos con mucha más acción que en los libros anteriores, Irene se enfrenta por primera la vez a la amenaza de un arma de fuego, incluso llega a ser agredida. Parece que a partir de ahora, las aventuras de nuestros amigos no serán tan placenteras y que se las van a tener que ver con criminales de raza.

¿A quién nos encontramos aquí que ya conozcamos? Pues nada más y nada menos que a James Moriarty, que aunque no sea más que una aparición estelar, este cameo ya nos pone en tensión ¿será de joven la misma persona con la Holmes se encontrará años más tarde?

También tenemos al inspector Charles Frederick Field, que en este caso es un personaje real, amigo de Charles Dickens.

Como en los libros anteriores es fácil engancharse a la lectura por la forma sencilla y cuidada en que está narrada y por el ritmo ágil y ligero que está presente en todo el escrito, algo primordial que hará que los jóvenes lectores saboreen la historia y queden con ganas de más.